Los hindúes conocían al solemne y majestuoso planeta de los anillos como Sanais satis tschara, el dios errando lentamente. Y es que sus movimientos aparentes sobre las constelaciones son tan poco apresurados, que puede ser observado durante meses casi en el mismo sitio. Solo pasa de un signo del Zodiaco a otro, por termino medio, cada dos años y cinco meses, ya que una revolución completa alrededor del Sol tarda cerca de veintinueve años y medio.

Saturno es un astro de color opalino, que puede ser confundido con una estrella brillante; solo se diferencia a simple vista de las estrellas en la placidez de su brillo: no centellea. Bastante menor que Júpiter, está además mucho más lejos por encima de 1.030 millones de kilómetros.

Imagen: Agrupación Astronómica Perseo.

Pin It on Pinterest

Share This