El cúmulo M15 fue descubierto por Jean-Dominique Maraldi en el año 1746 mientras estudiaba el cometa De Chéseaux. En el año 1764, Charles Messier la incluyó en su catálogo de objetos astronómicos, en el cual lo describió como una “nebulosa sin estrellas”. No fue hasta 1783 cuando fue concretada como cúmulo globular gracias a las observaciones emprendidas por William Herschel con un gran telescopio reflector, con el que pudo discernir y comprobar que el cúmulo estaba compuesto por miles de estrellas que se apiñaban hacia un núcleo irresoluble. En el año 1928, las imágenes tomadas por el norteamericano Francis Pease en el Observatorio del Monte Wilson demostraron el descubrimiento de una nebulosa planetaria que fue conocida tiempo después por el nombre de Pease 1 (Kustner 648). El satélite SAS-3 en 1974 fue el primero en identificar una fuente de rayos X dentro de la agrupación.

Fotografía: Agrupación Astronómica Perseo

Pin It on Pinterest

Share This